ColombiaNewYork.com


Café de Colombia Rest. Bakery
33-22 28th Avenue
Astoria, NY 1102

___________________ Taberna Chibcha y Añoranzas

79-05 Roosevelt Ave (90th St)
Jackson Heights
New York City
Tel: 718 429-9033

____________________
Las Américas

93-09 37th Ave (at 90th St)
Jackson Heights
New York City
Tel: 718 458-1638

_____________________
La Pequeña Colombia

83-27 Roosevelt Ave.  
Jackson Heights
New York City
Tel: 718 478-6528

_____________________
El Viejo Rincón

26 South Highland Ave
Ossining, N.Y. 10562
New York City

_____________________
El Rancho de Jones

92-12 37 Avenue
Jackson Heights, NY 11372
Tel: 718 446-1111

_____________________
Colombia Chicken Rest.

94-19 63rd Drive
Rego Park, NY 11374
Tel: 718 897-9449

_____________________
La Fonda Antioqueña

32-25 Steinway Street
Astoria, NY 11103
Tel: 718 726-9857

_____________________
Restaurante El Porvenir

651 5th Ave Brooklyn, New York Tel: 718 832-3683

Tel: 718 832-6666

______________________
Natives Colombian Rest.

82-22 Northern Boulevard
Jackson Heights
New York City
Tel: 718 335-0780

______________________
Aires Colombianos

37-64 90th Street
Jackson Heights, NY
Tel: 718 507-9833

______________________
Aquí Colombia

86-10 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 478-9502

_____________________ Delicias Colombianas

95 Gramatan Av.
Mt. Vernon.
N.Y 10550
Tel: (914) 699-2142

______________________
El Pasillo II

45-52 48th Street
Woodside, NY
Tel: 718 433-0662

______________________
El Pilín Antioqueño

76-05 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 800 539-9590

______________________
Pollos a la Brasa Mario

81-01 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 639-5555

______________________
Pollos a la Brasa Marion

92-03 37th Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 651-3431

______________________
Pollos a la Brasa Marion II

69-01 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 779-8100

______________________
El Portal

39-38 62nd Street
Woodside, NY
Tel: 718 429-8824

______________________
La Pollera Colorada

41-20 Greenpoint Avenue
Sunnyside, NY
Tel: 718 729-8586

______________________ Sabor Colombiano

45-51 46th Street
Woodside, NY
Tel: 718 392-8141

______________________
Tardes Caleñas

62-08 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
718 335-8643

______________________
Rincón Sabroso

86-26 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 446-3393

______________________

Los Arrieros
76-02 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 898-3359

_____________________
Pachas Restaurant

93-21 37th Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 397-0729

______________________
Mesón Colombiano

82-11 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 397-1685

______________________ Gusty Chicken

74-01 Roosevelt Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 457-0925

______________________
Cacerolas Restaurant

33-15 56th Street
Woodside, NY
Tel: 718 565-6454

______________________
Don Pepe Restaurant

84-07 Northern Blvd.
Jackson Heights, NY
Tel: 718 779-3100

______________________

La Boina Roja
80-22 37th Avenue
Jackson Heights, NY
Tel: 718 424-6711

______________________
La Cazuela

106-16 Northern Boulevard St
Jackson Heights, NY
Tel: 718 397-8924

______________________
El Gran pandequeso Rest.

Fábrica de arepas
101-12 43 Avenue
Corona, NY 11368
Tel: 718 397-9655

arepasalcarbon@aol.com

______________________
La Cocina Colombiana

69-07 Bergenline Avenue
Guttenberg, NJ
Tel: 201 861-881

______________________
Listo El Pollo

37-01 86 St.
Jackson Heights, NY 11369
Tel: 718 779-7595

______________________

Tierras Colombianas
82-18 Roosevelt Ave.
Jackson Heights, NY 11372
Tel: 718 426-8868

______________________
Pollos a la Brasa Mario

3302 con 37  Avenue

Jackson Heights,  NY 11372
Tel: 718 457-8800

______________________
Casa Colombia

86-23 Roosevelt Ave.
Jackson Heights, NY 11372
Tel: 718 779-6459

______________________
Extravaganza Rest. Night-Club

Entre Broadway y Northern Blv. con la 56 St. Nueva York
Tel: 718 565-6454

______________________
El Comelón Restaurant

41-04 Greenpont Ave.
Sunnyside, NY 11104
Tel: 718 392-7822

http://www.elcomelon.com

_____________________
Latino Delights

90-15 Queens Blvd
Elmhurst 11373 Queens, NY
Centro Comercial "Queens Center Mall"

Tel: 718 271 4045

____________________

EL Paisa Cafe
87-05 Northern Blvd
Jackson Heights, NY 11372
Tel: 718 429-5622

http://www.elpaisacafe.com

______________________
La Perla Del Caribe

Comida Tipica Colombiana con énfasis Costeño
132-04 Jamaica Av, NY 11421
Tel: (718) 739 2091

____________________
Restaurante Mosaico
175 Madison Avenue
Nueva York, NY 10016
Tel: 212 213-4700

______________________
Otto e Mezzo Restaurant

208 East 52nd Street, NY
Tel: 212 759-7373

______________________
Mi Tierrita

779 Suffolk Ave.
Brentwood, NY 11717
Tel: 631 231-1916

______________________
Casa Vieja

1768 Brentwood Rd.
Brentwood, NY 11717
Tel: 631 434-8255

______________________
Cali Mío Bakery

37-06 90th Street
Jackson Heights, NY 11372
Tel: 718 335-4138

______________________
La Perrada de Chalo

83-12 Northen Blvd.
Jackson Heights, NY 11372

______________________
Alfonso's Restaurant

66E Eckerson Road
Spring Valley, NY 10997
Tel: 914 578-9392

______________________
Rincón Antioqueño

41-25 162 St
Flushing, NY 11358
Tel: 718 762-7148

_____________________
Aires de mi Tierra

445 Central Avenue
Bethpage, NY, 11714-3901
Long Island Nassau County
Tel: 516-938-9158

______________________
Así es Colombia

172 North Main Street
Port Chester, Weschester, NY
Tel: 914 934-7675



___________________________________





_________________________



_________________________

TV y radio no cubrieron en directo el Colombia-Jamaica

Un colombiano lo hace en directo por celular

Nueva York. 08-Sept-2011

Más de 33.000 aficionados colombianos, además varios medios de comunicación del país, siguieron las incidencias del amistoso en Fort Lauderdale entre Colombia y Jamaica a través del celular de un cantante colombiano conocido como Alicastro, radicado en Miami desde hace diez años, que junto a tres amigos (Hernán, Jonathan y Felipe), recibieron la llamada de amigos desde Colombia que les indicaban que no se estaba transmitiendo el partido.
Leer más...
________________________

                        Obituario

Fallece Mauricio Suárez, ex Cónsul de Colombia

Nueva York. 01-Sep-2011

Mauricio Suárez Copete, ex cónsul General de Colombia en Nueva York y Diplomático ante la Embajada de Colombia, falleció en Bogotá. El cuerpo del diplomático fue velado en la Funeraria Gaviria de Bogotá y las exequias se realizaron el 4 de Septiembre en el Gimnasio Moderno de Bogotá (Cra. 9 No. 74-99). La cremación se llevó a cabo en los Jardines de La Paz.

Leer más...
_________________________
 

Las silletas de flores recorren las calles de Jackson Heights

Nueva York. 30-Ago-2011

Doce artesanos del corregimiento de Santa Elena (Medellín) terminaron los trabajos manuales con flores en la Iglesia Episcopal de San Marcos, antesala del recorrrido que finalmente harán los silleteros con sus obras de arte florales a sus espaldas y que recorrerán las calles de Jackson Heights (Queens), donde vive la colonia colombiana en Nueva York, ante la cancelación de desfile programado inicialmente en Manhattan el pasado 28 de Agosto por causa del huracán Irene.

Leer más...
___________________________

Mensaje del Presidente Santos a los seis millones de colombianos en el Exterior
_________________________Dos futbolistas colombianos estaban en el campo cuando comenzó el tiroteo

Nueva York. Publicado el 21

El estadio Corona y las instalaciones del Territorio Santos Modelo fueron impactados durante el tiroteo que el sábado obligó a la suspensión del partido entre el Santos y el Morelia. Dos colombianos estaban entre las alineaciones del juego. Carlos Darwin Quintero estaba entre los suplentes del Santos y Aldo Leao Ramírez era titular del Morelia.

El tiroteo registrado en las afueras del estadio se escuchó dentro del inmueble y causó que jugadores y público buscaran refugio, además de la suspensión del encuentro a los 40 minutos de juego.

Leer màs...
___________________________
Juan Pablo Ángel ficha por el Chivas USA de los Ángeles
Nueva York. Publicado el 15-Ago-2011
Juan Pablo Ángel vuelve a cambiar de equipo, por segunda vez este año. Ahora jugará en el Chivas USA de los Ángeles, su tercer equipo en la Major League Soccer tras una excelente actuación en los Red Bulls y un decepcionante paso de apenas media temporada por el Galaxy, donde no pudo encontrarse con el gol, como lo hiciera durante su estancia en el equipo neoyorquino del Red Bulls, su primer equipo donde era el goleador.
___________________________

Graffitis, hip hop, New York y Colombia: música y pintura por la paz
Nueva York. Publicado el 13-Ago-2011
El neoyorquino, George Martínez, politólogo de 37 años, fundador del grupo ‘Global Block’ y primer artista en Hip Hop elegido para un cargo público en USA, está de gira en Colombia como parte del programa del gobierno de los Estados Unidos “Tu voz cuenta”, que busca alejar a los jóvenes de la violencia, prevenir el consumo de drogas y el reclutamiento de niños por parte de grupos armados ilegales. Martínez, de ascendencia puertorriqueña, estará hasta el 17 de Septiembre de gira por Colombia (Cali, Apartadó, Armenia, Barranquilla, Bogotá, Cartagena, Cartago, Medellín, Pereira, Quibdó y Tumaco.
_____________________________________________


Un policía le disparó por la espalda cuando huía tras pintar una pared de Bogotá
Polémica en Colombia por la muerte de un joven "grafitero" de 16 años
Nueva York. 04-Nov-2011

Diego Felipe Becerra recibió un disparo por la espalda cuando intento huir tras ser capturado por la policía cuando pintaba un grafiti en el norte de Bogotá. Los intentos de la Pol
icía por manipular las pruebas, la decisión de la Fiscalía de trasladar el caso a la Justicia Penal Militar y el derecho a la libertad de expresión han convertido el asesinato de Diego Felipe, de dieciséis años, en una verdadera polémica, con los medios de comunicación informando. Un hecho repudiable que hacemos llegar a la comunidad colombiana en Nueva York, la capital mundial del grafiti.


Colombia: la vida por un grafiti
Por Andrés Monroy Gómez (Bottup.com)

El asesinato de un joven grafitero por parte de la Policía colombiana y el eventual trámite penal ante la justicia militar es el mensaje de una depravada noción de seguridad y orden. ¿Vale más una pared 'limpia' que la vida y la libertad de expresión?

El asesinato del estudiante y grafitero Diego Felipe Becerra el pasado mes de agosto por parte de un miembro de la Policía Nacional de Colombia, es el inicio de una cadena de hechos en los que las nociones de derecho a la vida, libertad de expresión, buen nombre y justicia imparcial quedan en entredicho. (Haga clic en la foto para ver el video)

Conversamos con Miriam Pachón, abogada que representa a los familiares de Diego Felipe en las acciones judiciales contra el Estado colombiano.

En las paredes de los 'ricos' es peligroso pintar grafitis

En la noche del 19 de agosto de 2011 cuatro jóvenes, entre los 16 y 18 años, se encontraban pintando grafitis en las calles de un sector reservado para las clases económicamente privilegiadas de Bogotá. Sabiendo que la policía no permitía pintar en esa zona, los jóvenes salieron corriendo al El joven de 16 años fue disparado por la espalda por un policía después de hacer varios grafitis en un barrio acomodado de la capital colombiana advertir la llegada de una patrulla. A seis calles de distancia, uno de los menores fue retenido por la policía, requisado e interrogado sobre su participación en un robo. Ante la respuesta negativa, el joven trata de apartarse del lugar y en ese momento llega Diego Felipe Becerra, de 16 años, quien se había escondido tras un árbol y dice "soy yo quien estaba pintando el grafiti, si hay algún problema hable conmigo".

Luego de eso, Diego Felipe y el policía caminaron juntos aproximadamente 17 metros, lo que significa que el policía sabía que no estaba en riesgo y que el joven no representaba peligro. En un lugar iluminado, Diego Felipe decide salir corriendo pero antes de alcanzar los dos metros de distancia, recibe por la espalda el disparo de una pistola 9 mm disparada por el patrullero Wilmer Alarcón. (Haga clic en la foto para ver el video)

En los pocos instantes en que Diego Felipe estuvo consciente, le pidió a uno de sus amigos que llamara a su madre y le contara lo sucedido. Luego fue traslado a un centro médico cercano, a donde llegó sin signos vitales.


Montajes, irregularidades y justicia penal militar: ¿camino a la impunidad?

señaló que en la noche del crimen "la clínica se llenó de muchos oficiales. Luego llegaron los papás y en el lugar de los hechos no había ninguna arma. Curiosamente la policía no hace entrega del caso al Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía. La demora de casi cuatro horas para entregar el caso al CTI es el comienzo de las irregularidades".

La abogada Pachón, conocedora de la dinámica jurídica en el interior de la policía, fue contactada por familiares de Diego Felipe, quienes le manifestaron su preocupación por un eventual montaje para justificar el asesinato. "Me resistí a creer en que la Policía se prestara para eso, sobre todo en un caso que involucraba a un menor de edad. Me dijeron que viera el noticiero y efectivamente apareció el general Patiño, director de la Policía Metropolitana de Bogotá, diciendo que el niño había estado involucrado en un hurto", señaló la jurista. El patrullero Alarcón, en diligencia judicial, afirmó que la muerte del menor de edad se presentó en un cruce de disparos.

Pachón aseguró que el hurto efectivamente ocurrió en un autobús, pero no en la fecha en que asesinaron a Diego Felipe sino la noche anterior, según lo probó el CTI. Por otra parte, dictámenes de balística determinaron que el arma encontrada en el lugar de los hechos y con la que supuestamente había sido atacado el policía no funciona, además de que no fue disparada por Diego Felipe. "Entonces lo que el patrullero está diciendo, sobre un cruce de disparos, no puede ser cierto. Y el señor del autobús que sale a describir que fue hurtado por estos muchachos entra a cohonestar con la versión la policía que quiere desviar la investigación y dañar el buen nombre de Diego Felipe. Nuestra Constitución y el bloque de constitucionalidad nos dice que la persona, así haya fallecido tiene derecho a mantener su honra y su buen nombre. Eso es lo que estamos luchando en este momento, porque la familia quedó destrozada con su hijo muerto y además de eso lo injurian y lo calumnian. No contentos con eso, la Fiscalía General saca el proceso de la justicia ordinaria y lo pasa a la justicia penal militar", explica la abogada Pachón.

Coincidencia o no, la solicitud de la Fiscal General de la Nación de trasladar la investigación de la justicia ordinaria a la justicia penal militar se discute paralelamente a un debate nacional sobre la reforma a la justicia, con el que se pretende fortalecer el fuero militar y el alcance de los denominados 'actos del servicio'.

Carta de la Oficina en Colombia de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos


Paradójicamente, el general Francisco Patiño, director de la Policía de Bogotá, afirmó ante los medio de comunicación a los pocos días de ocurrido el asesinato: "Solicitamos por transparencia, por claridad en este procedimiento, que la investigación la asuma el CTI de la Fiscalía General de la Nación. Estamos respondiendo, dando la cara ante este hecho que ocurrió, y estamos pendientes de apoyar a las autoridades judiciales en toda la información que se requiera". Ante otro medio de comunicación, el alto oficial sostuvo que siempre reconoció que fue un policía el que le disparó al joven, pero que no lo mataron cuando estaba pintando un grafiti. "Las versiones esperamos que las dé la Fiscalía, por eso la Policía se aparta de la investigación".

Ahora el panorama es diferente. La propia Fiscalía General de la Nación, con el concepto favorable del Ministerio Público, solicitó que el caso sea llevado ante la justicia penal militar. La abogada Miriam Pachón se opuso a esto, pidiendo ante el Consejo Superior de la Judicatura, órgano encargado de dirimir estas controversias, que el caso siga en la justicia ordinaria. También pidió la intervención de la Oficina en Colombia de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. Ésta oficina envió una comunicación a la Fiscal General de la Nación (ver imágenes) en la que afirma que según el monitoreo hecho se encontraron indicios: "De acuerdo con lo observado por la Oficina, en el caso de Diego Felipe Becerra se habría dado una grave violación del derecho humano a la vida (…). En efecto su muerte podría constituir una privación ilegítima de la vida como consecuencia del uso de la fuerza por un funcionario encargado de hacer cumplir la ley que no obró de acuerdo con los principios de absoluta necesidad y proporcionalidad".

Carta de la Oficina en Colombia de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos

Agrega más adelante la comunicación de la Oficina del Alto Comisionado la conveniencia de recordar que según la legislación colombiana "en ningún caso podrán relacionarse con el servicio (…) las conductas que sean abiertamente contrarias a la función constitucional de la Fuerza Pública y que por su sola comisión rompan el nexo funcional del agente con el servicio. La Alta Comisionada y otros órganos de derechos humanos de las Naciones Unidas han recomendado al Estado colombiano, en forma reiterada, que sea la justicia ordinaria la encargada de investigar, juzgar y sancionar a los responsables de delitos constitutivos de violaciones de los derechos humanos".

Miriam Pachón señala que no entiende por qué la Fiscal General hace caso omiso a las normas nacionales e internacionales sobre la competencia de la justicia ordinaria frente a la militar en casos como éste. Señaló enfáticamente: "estoy pidiendo justicia ordinaria y no penal militar en este caso, porque no es un acto del servicio y los colombianos no podemos dejar que nos mate un policía en esta forma y que sea investigado por la justicia penal miliar. No es una pelea de orgullos o de errores. Vamos a valorar los derechos humanos o de lo contrario mejor decimos que no existen. Vamos a ponderar, y lo que estamos ponderando es el derecho a la vida. El policía sabía que Diego Felipe era un menor de edad. No podemos permitir que la policía ande disparando como le dispararon a Diego Felipe con una pistola 9 mm a dos metros de distancia. A la fiscalía no le importó mi argumentación jurídica para que el caso no fuera llevado a la justicia militar. Pero tienen certeza sobre la alteración de la escena del crimen, por lo que presenté una nueva enuncia. Pero hay otro proceso y es por el supuesto hurto, con lo que el policía justificaría su reacción (disparo)".

 

Presiones y amenazas: ¿A qué le temen los policías?

Además de la sanción que debe imponerse al patrullero de la policía Wilmer Alarcón por haber asesinado a Diego Felipe Becerra, parecen existir otras razones que han despertado el temor en el interior de la Policía Nacional.

Según los medios, el conductor del autobús se quedó sin trabajo y dijo que prefería renunciar a soportar amenazas y presiones para que ajustara su versión del hurto y la identificación de los asaltantes.

Algunos días antes de reunirnos con la abogada Miriam Pachón, los familiares y amigos de Diego Felipe, preocupados por su seguridad, denunciaron la presencia de personas que preguntan por ellos, rondan sus casas y los interrogan. Según los padres de los amigos de Diego Felipe, en más de una ocasión la policía ha detenido a los jóvenes.

Le preguntamos por esto a la abogada Miriam Pachón quien afirmó que "la retención a uno de los amigos de Diego Felipe ocurrió a los pocos días del asesinato. Al joven lo buscaron cerca del colegio, lo detuvieron, lo llevaron a unas instalaciones de la policía donde lo esposaron y lo amenazaron con la posibilidad de que le pasara lo mismo que a Diego Felipe. La madre de este menor interpuso la denuncia y luego fue citada por el comandante de la estación de policía de la zona, pero esta cita fue en una calle distante para que el menor reconociera a través de fotografías a los policías que lo habían retenido. Desde ese momento atemorizaron totalmente a la señora, quien es madre de unos trillizos".

Si ya hubo una alteración de la escena del crimen, puede haber una alteración del proceso. (...) ¿Mataron a alguien por pintar un muro?

"Si ya hubo una alteración de la escena del crimen, puede haber una alteración del proceso. Si el patrullero llega a ser absuelto, acudiré a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Un proceso que podría ser sencillo se ha complicado. He leído varias sentencias de la justicia penal militar donde se absuelven a miembros de la fuerza pública frente a los que se determinó su participación en el asesinato de personas", anotó la abogada.

En los medios de comunicación circulan grabaciones de las comunicaciones internas entre los policías la noche del asesinato. Al parecer, altos oficiales estuvieron al tanto de los hechos de manera inmediata y su reacción no fue la esperada.

Otro tema abordado por Miriam Pachón, es el manejo de la policía como cuerpo militar más que civil. "Tenemos que tener claro si la policía es militar o no es militar, si la unimos con el ejército y en su lugar creamos una verdadera policía civil. Si esto hubiera sucedido en cualquier parte del mundo, por ejemplo en Nueva York, donde se pintan todas las paredes, sería de no creer".

La abogada recrea la pregunta que harían en otro país: "¿Mataron a alguien por pintar un muro?".

 

Grafitis y libertad de expresión

No todas las expresiones de arte son acogidas por la totalidad de la sociedad, como tampoco todas las formas de preservar un testimonio de la realidad vivida por cada generación. Ese es el encanto del pluralismo y la tolerancia.

El principio No. 1 de la Declaración de principios sobre la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos dispone que "La libertad de expresión, en todas sus formas y manifestaciones, es un derecho fundamental e inalienable, inherente a todas las personas". En la interpretación sobre este Principio, la Relatoría ha manifestado que "la declaración hace referencia a la libertad de expresión en todas sus formas y manifestaciones. La libertad de expresión no es un derecho limitado a los comunicadores sociales o a aquellas personas que ejercen este derecho a través de los medios de comunicación. El derecho a la libertad de expresión abarca las expresiones artísticas, culturales, sociales, religiosas, políticas o cualquier otra índole".

Los grafitis se incluyen en el derecho a la libertad de expresión, que está protegida en todas sus manifestaciones como un derecho fundamental e inalienable Frank La Rue, Relator de las Naciones Unidas para la libertad de expresión en una oportunidad resaltó la importancia de los grafitis para la libertad de expresión.

Las paredes limpias representan una idea de orden represiva. Así lo señala una editorial de la Fundación Arte & Ciencia del mes de octubre, donde se afirma que "existe una creencia prejuiciosa entre los detentadores del poder a todo nivel, de que escribir en las paredes es ilegal. Dicen: nada bueno escriben quienes recurren a los muros y sobre todo si lo hacen a escondidas y de noche. Pero una ciudad que no tenga estos testimonios de los marginados es sospechosa. Esa limpieza bien puede ser fruto de una asepsia represiva, intolerante y demasiado organizada, tanto, que aparentemente no hay nada que decir".

En Colombia, el calificativo de vándalos es el más utilizado contra quienes acuden a los grafitis para expresar opiniones, inconformidad o cualquier otro sentimiento.

Afortunadamente desde los orígenes mismos de la historia del hombre han existido 'vándalos' que plasmaron en cuevas, rocas, pirámides o muros su legado de historias y sentimientos.

En este incipiente siglo XXI un joven de 16 años, Diego Felipe Becerra, está muerto por expresarse mediante grafitis en un exclusivo sector de la capital colombiana, mientras la dolorosa tradición de violencia en Colombia clasifica a quienes pierden la vida de acuerdo a la categoría de su verdugo.

A Diego Felipe le robaron su derecho a vivir por expresarse de una forma no convencional en las limpias paredes de exclusivos e indiferentes sectores de Bogotá. A su familia le quitaron al hijo y ahora le quieren quebrantar su buen nombre. Lo acusan de un robo para justificar un homicidio, como si no fuera importante el respeto por el derecho a la vida de los ladrones.

Diego Felipe no robaba en el transporte público como acusa su verdugo. Diego Felipe le 'robaba' a las paredes la muda limpieza que silencia al inconformismo y a las voces de una generación (otra más) hija de la violencia de un país paradisíaco en su naturaleza pero infernal en su forma de gobernar y hacer justicia.

o



_______________________________________________________________